msgbartop
El mundo se divide en dos: los que tienen el revólver cargado y los que cavan. Coge la pala
msgbarbottom

22 may 16 Etapa ciclista: Blanchardstown – Howth (23/04/2016)

El sábado 23 de abril hice una etapa ciclista con un par de compañeros de IBM: Jose y Sergio. Una bonita kilometrada (65 kilómetros) que nos marcamos, 100% por asfalto. Había preparado para ello la Fuji con la Larsen TT, ya que esperaba que finalmente rodáramos algo por tierra, pero me lo podría haber ahorrado y poner directamente las cubiertas lisas, pero bueno, las cosas a veces salen como salen.

Salimos algo tarde para mi gusto, a las 10:15h, tomando el camino del Canal Real hasta Croke Park. Sin embargo, pronto tuvimos que hacer una parada, pues la bici de Jose perdía aire en la rueda trasera. Al inflarla un poco descubrimos el desastre: perdía aire por la válvula. Imposible de reparar. Jose tuvo que dar la vuelta e ir a su casa a por una cámara, usando la bici de Sergio. Una vez cambiada la cámara, seguimos hasta la esclusa nº 1 del Canal, donde éste deja de ser transitable.

Esclusa 1 junto a Croke Park

Esclusa 1 junto a Croke Park

Desde allí giramos a la izquierda, en dirección a Clontarf, para tomar un carril bici que ya no abandonaríamos hasta el mismísimo Howth. En ese tramo el día, que amenazaba lluvia y estaba algo frío, nos regaló la primera sorpresa, en forma de granizos. Creo que era uno de los pocos fenómenos meteorológicos que me faltaban por experimentar sobre dos ruedas.

Llegamos a la Península de Howth pasada la una de la tarde. Un bonito paseo de 26 kilómetros, pero que aún había que desandar. Vista la hora del día, optamos por quedarnos a comer en el puerto de Howth, donde degustamos un excelente pescado con patatas.

Jose, Sergio y yo en el puerto de Howth

Jose, Sergio y yo en el puerto de Howth

Tras el pescado, y una amenaza de chaparrón que nos hizo abandonar la terraza y entrar en el local, retomamos la marcha a las 15:15h. Para ese momento el día estaba de nuevo despejado, y brillaba un agradable sol… quizás demasiado agradable para afrontar la subida a The Summit, una tachuela que nos hizo subir desde el nivel del mar hasta los 124 metros de altitud… para volver a bajar hasta Sutton, de nuevo al nivel del mar. Por el camino Jose volvió a pinchar, pudiendo -esta vez sí- reparar el pinchazo. La vuelta no tuvo mucha más historia: tomamos el mismo camino hasta Clontarf y la esclusa 1, y desde allí de vuelta a Blanchardstown por el canal, para dar por finalizada la etapa a las 17:15h, cuando llegué a casa. Una etapa 100% asfalto, pero que disfruté enormemente.

Elapsed Time Moving Time Distance Average Speed Max Speed Elevation Gain
06:59:53 03:43:30 59.10 15.87 53.64 407.30
hours hours km km/h km/h meters
VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 10.0/10 (1 vote cast)

Etiquetas: , , , , , ,

10 ene 16 Estreno de GoPro china: con Ulises junto al río Tolka

Hoy he aprovechado la excelente mañana que hacía en Dublín para estrenar uno de mis regalos de Reyes: una copia china de una GoPro. Una camarita muy apañada que, pese a que no da la calidad de una GoPro, se porta con bastante decencia. Aquí dejo un vídeo rápido que he grabado en un trayecto junto al Río Tolka, desde Blanchardstown hasta el campo de golf de Elmgreen:

Había agua. MUCHA agua. Y barro, y hacía frío. Y ha habido que vadear arroyos, en los que Ulises se ha metido tras mía. Y hemos llegado cubiertos de barro, el perro y yo. Y he roto el cable del cambio trasero con una rama que se ha metido en la cadena. Pero ha sido enormemente divertido. Y todo eso en sólo 6 kilómetros.

VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 10.0/10 (1 vote cast)

Etiquetas: , , , ,

07 nov 15 Mini-etapa ciclista: Río Tolka – Blanchardstown

Esta tarde he salido a rodar un poco. Sé que no es ninguna novedad, teniendo en cuenta que desde que me vine a vivir a Irlanda mi medio principal de transporte es la bici: voy al trabajo en bici, voy a hacer la compra en bici, y cuando me cuadra, voy al centro en bici. Pero esta vez ha tenido algo diferente. Ha sido la primera vez desde que vine que me voy con la bici a hacer el indio.

Con la excusa de salir a lavar la bici a una gasolinera cercana -aunque no ha llovido en serio en estas últimas semanas, los parques que atravieso camino del trabajo tienen algo de barro, que junto con los restos de poda y césped cortado se pegan a la bici como cemento-, he salido esta tarde a dar una pequeña vuelta, que he aprovechado para recorrer un sendero junto al río Tolka, que pasa cerca de casa. No tenía por qué hacerlo, pero puestos a pegarle un buen lavado a la bici, lo mismo me daba llegar cubierto de barro… o eso pensaba yo.

El sendero en sí no tenía mucha complicación. Dejas atrás Waterville Terrace, atraviesas el Hospital de Connolly, e inmediatamente llegas al río Tolka, que se cruza por un viejo puente de piedra. Y justo ahí, nada más cruzar, tienes el sendero que se abre, a mano izquierda.

Comienzo del sendero del río Tolka. Luego se pone más divertido

Comienzo del sendero del río Tolka. Luego se pone más divertido

Ya desde el comienzo vale la pena. Un sendero entre abundante arboleda de hoja caduca, que a estas alturas del año ya se encuentra en su mayor parte cubriendo el suelo en forma de hojarasca, más que en las copas de los árboles, junto a un río cantarín que, además, se encontraba con un buen caudal gracias a las lluvias de la mañana. Lluevias que hacían, de paso que la hojarasca fuera particularmente resbaladiza. Nada que no se pueda superar sin problemas con una bici de montaña. Pero que, cuando lo que montas es una bici plegable urbana, con llantas de 20”, cubiertas lisas y banda de rodadura estrecha, hacen que la cosa se ponta mucho más interesante.

Tan interesante, que casi acabo nadando en el río Tolka. Y es que al cruzar por un estrechamiento del sendero, que cae a pico sobre el Tolka -40 centímetros de caída, tampoco nos pensemos que es el Gran Cañón- cubierto de hojarasca húmeda y abundante barro, al dar pedaladas la rueda trasera perdió agarre, y me pegó un buen latigazo que casi hace que acabe chapoteando en el río. Y es que hacer el indio a veces provoca que acabes… haciendo el indio de verdad.

Pasado este pequeño susto, poco más de interés. Llegué a la gasolinera para descubrir que el autolavado era túnel de lavado. Nada de pistolas de agua a presión. Algo que, dicho sea de paso, sospecho que es particularmente difícil de encontrar en Irlanda. Así que media vuelta, tomé la vieja carretera de Navan para llegar a Blanchardstown Village, primero, y Centre, después, donde aproveché para hacer unos recados. Y de ahí, a casa, no sin antes volver a la entrada del sendero a tomar la foto que abre este artículo. En efecto, no estaba tan oscuro cuando pasé la primera vez, pero así hace el artículo más emocionante. :mrgreen:

Y luego, de vuelta a casa por el Parque de Waterville. Un pequeño paseo muy bien aprovechado.

VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 0.0/10 (0 votes cast)

Etiquetas: , , ,