msgbartop
Cordobés por tierra, hidalgo por mar, hidalgo por el diablo
msgbarbottom

10 feb 12 Peñón de Gibraltar

Esta mañana Ana y yo hemos continuado con una nueva etapa de nuestras vacaciones: Gibraltar.

Peñón de Gibraltar desde la Línea

Peñón de Gibraltar desde la Línea

Gibraltar es un lugar interesante. Viene a ser como una especie de parque temático de las Islas Británicas, en el que todo tiene aspecto british, pero con un aire de cartón-piedra un tanto desconcertante, en el que notas que algo falla. Y claro, luego escuchas hablar a un pisha, y es entonces cuando queda absolutamente claro: y es que Gibraltar puede no ser español, pero es indudablemente gaditano.

Entramos en Gibraltar como todo hijo de vecino, pasando por la aduana. Una vez al otro lado de la verja, nos montamos en el autobús nº 5, y pronto tuvimos el primer detalle sórdido del viaje. El autobús tuvo que ceder el paso a un avión de British Airways. Y es que la calle que comunica la aduana con el pueblo cruza la pista del aeropuerto emplazado en el itsmo de Gibraltar. Hay que admitir que es una manera interesante de entrar en la Roca.

En cuanto a la Roca en sí, es una calle comercial (Main Street) y poco más. Antes de que puedas darte cuenta estás cruzando la puerta de Carlos V, y llegando al puerto. Al menos ahí tienes un pequeño remanso de nostalgia y paz en el cementerio militar de Trafalgar, donde reposan algunos de los arrogantes y valerosos hijos de la gran bretaña que nos partieron la cara en 1805.

De vuelta intramuros, no hay mucho más que contar. Muchas tiendas, cabinas de teléfono rojas (que no son ninguna novedad, estoy harto de ver la de Puebla de Sanabria), y -eso sí- unas calles limpias y aseadas.

En cuanto a la comida, almorzamos en The Clipper, en el Irish Town. Un excelente pan de ajo, y un pastel de ternera con salsa de cerveza negra que me cayó como una tonelada de ladrillos. Y un tinto con gaseosa que sólo puedo calificar de infame. La cerveza de Ana, al menos, estaba buena. Lástima que los espaguetis fueran un tanto insípidos. Por lo menos el sitio era agradable y el servicio muy correcto.

Para la vuelta a España tuvimos que pasar por un fuerte control aduanero. Tan fuerte fue que a un habitual -supongo- lo pasaron a los cuartos de baño, donde al cabo de un rato empezaron a sonar gritos desgarradores. Espero que sólo los gritos fueran desgarradores, porque todo transmitía una impresión de tacto rectal bastante acongojante. A la vuelta del baño, al amigo lo pasaron directamente al mostrador de multas.

En cualquier caso, pasamos un día bastante apañado en la Roca. Y en el que nos souvenimos de vuelta con algunas chorradas. :mrgreen:

En The Clipper con una boina del Marks & Spencer

En The Clipper con una boina del Marks & Spencer

VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 10.0/10 (2 votes cast)

Etiquetas: , ,